Cirugia Metabolica
Cirugía Metabólica
junio 5, 2018
Insuficiencia venosa periférica, patología que tiene mucho qué ver con estilos de vida
junio 12, 2018

Cálculos renales de calcio son los más comunes y afectan más a varones

Cálculos renales de calcio son los más comunes y afectan más a varones

¿Cuantas ocasiones no has escuchado que algún conocido o familiar padece de piedras en el riñon, mejor conocido como cálculos renales?; los cálculos renales, conocidos en el mundo de la medicina como Nefrolitiasis, son una formación de trozos de material sólido, compuesto de sales de fosfato y carbonato cálcico o úricas, dentro del riñón a partir de sustancias que están en la orina.

La piedra se puede quedar en el riñón o puede desprenderse e ir bajando a través del tracto urinario.

Cuando estos cálculos viajan y quedan trabados en los uréteres, en la vejiga, o en la uretra, producen dolor (cólico nefrítico), disuria (dificultad al orinar), o signos como hematuria (presencia de sangre en la orina).

La nefrolitiasis se clasifica de acuerdo con su composición química en:

Cálculos de calcio

Son los más comunes y es más frecuente en varones de entre 20 y 39 años. El calcio es un mineral que forma parte de nuestra dieta normal, el que no se necesita para los huesos y los músculos, pasa a los riñones. En la mayoría de los casos, los riñones eliminan el sobrante de este mineral a través de la orina; sin embrago, hay personas que no lo hacen y se retiene en los riñones formando piedras, junto con otros desperdicios.

Cálculos de ácido úrico

Se pueden formar cuando hay demasiado ácido en la orina (pH mayor a 5.4), debido a un exceso de este ácido en la sangre. Representan entre el 5 y el 10 por ciento de los casos de nefrolitiasis, y es más frecuente en varones. Las personas con cálculos de ácido úrico pueden tener o no enfermedad de gota.

Cálculos de cistina

Son poco comunes (1 por ciento). La cistina es una de las sustancias que forman los músculos, nervios y otras partes del cuerpo y se puede acumular en la orina hasta formar una piedra. La enfermedad que causa la formación de piedras de cistina es hereditaria.

Cálculos de estruvita

También conocidos como triple fosfato, puede formarse después de una infección del sistema urinario o por presencia de cuerpos extraños en este sistema. Estas piedras contienen magnesio, producto de desperdicio, amoníaco y fosfato. Este tipo de piedras es producto de la infección del tracto urinario por bacterias productoras de ureasa como Proteus.

Síntomas de cálculos renales

Si los cálculos son muy pequeños o están en formación, suelen ser asintomáticos. Puede haber eliminación de cálculos generalmente cuando estos son de un diámetro menor que 0.5 centímetros y producir hematuria (orina con sangre) aislada.
Los síntomas suelen surgir cuando hay oclusión o cierre de algún uréter o de la unión uretero-pélvica, lo que provoca obstrucción al flujo de orina, hematuria y cólico nefrítico, este último suele ser un dolor muy intenso, súbito, que comienza en la fosa renal (región lumbar unilateral) y luego se irradia hacia la región inguinal y áreas genitales del mismo lado (escroto en el hombre). Suele acompañarse de náusea y vómito.

Diagnóstico y tratamiento de los cálculos renales

El diagnóstico se realiza con análisis de muestras de orina, muestras de sangre o ultrasonido renal, además se debe observar la dieta, la actividad y el entorno del paciente, y determinar la composición del cálculo.

Para eliminarlos, existe tratamiento médico y quirúrgico, dependiendo del tamaño y del número.

Medidas de prevención

No existe como tal, una medida para prevenir esta enfermedad, pero hay factores de riesgo que se pueden evitar como:

• Disminuir la frecuencia de las carnes rojas.
• Evitar el consumo de refrescos.
• Tomar abundantes líquidos, de preferencia agua simple, para evitar la deshidratación y complicación de estas enfermedades

 

Fuente: Secretaría de Salud Querétaro

Compartir:
Español
 
A %d blogueros les gusta esto: